¿Sabes cómo hay que cuidar una cicatriz?

Las cicatrices son las marcas que quedan en la piel después de cerrarse una herida, y a pesar de que el tejido de la cicatriz es el mismo que el de la piel que sustituye, al unirse de manera diferente, se observa una apariencia inusual en la nueva piel.

El aspecto de las cicatrices puede depender de factores como la profundidad, el tamaño o la localización de la herida en el cuerpo, y, además, puede influir la edad, el sexo, la etnia y la estructura genética de cada individuo.

El verano es un período clave para el cuidado de las cicatrices, y por eso os queremos dar unas pautas, porque ahora es el momento de protegerlas más que nunca:

  1. Hay que evitar la exposición solar directa en la cicatriz. Puede producirse hiperpigmentación (una tonalidad más oscura en los bordes de la cicatriz), haciendo que sea más difícil su desaparición.
  2. Utilizar protección solar alta.
  3. Evitar los baños prolongados en la playa y en la piscina durante los primeros 15 días tras la retirada de los puntos.
  4. Secar bien la cicatriz, evitando que se quede húmeda, ya que podría ralentizar la cicatrización si es reciente.
  5. Para mejorar la cicatrización es aconsejable utilizar productos que la aceleren como la rosa mosqueta o la centella asiática.
  6. Se pueden utilizar parches reductores de cicatrices para evitar la formación de queloides. Si la herida es reciente es necesario esperar a la retirada de los puntos y la curación de las heridas antes de aplicarlos.

En Farmasky tenemos una selección de productos que te ayudarán en el cuidado de la cicatriz para que poco a poco vaya difuminándose.

Encuentra estos productos y más en nuestra web www.farmasky.com. En caso de duda escríbenos a info@farmasky.com o llámanos al 91-658 86 55 ¡Estaremos encantados de atenderte!